miércoles, 9 de mayo de 2012

"SILENCIOS..."

"EL SILECIO, ES EL VIAJE MAS APASIONANTENTE AL ENCUENTRO CON NOSOTROS MISMOS..."

Silencio...

Creo que las cosas verdaderas e importantes suceden en silencio. Sueñas, rezas, piensas; los actos más delicados son meditados en ese estado de reserva, pero también amas y mueres en el…

Hoy que Morfeo se niega a abrazarme,  me rindo al embriagador mutismo nocturno que me pide protagonismo. Me levanto y observo a esa endiablada y coqueta luna, que se muestra impune del delito de seducirme y obligarme a compartir con ella mi estado…

Mi silencio, es ese diamante que pulo cuando alejo a los ruidos que tratan de gobernar a mi mente, impidiéndome darte y recibirte.

 En ocasiones, pienso que es el mejor estado; sin alborotos en el alma que te confundan enseñándote direcciones que no llevan a ninguna parte.

Cada uno de mis silencios, llevan un significado distinto, una razón no siempre comprendida. Podría tener un mensaje confuso para aquellos que no me conocen o sólo buscan la superficialidad de mi ser…

Me abandono al sosiego que esta noche clara secuestra mi deseo y dejo que los sentimientos presidan  mis pensamientos ,donde todo parece real, pero nada lo es, excepto, aquello que a modo de palabra escrita nace del sigilo…

El silencio incomprendido, pone trampas para caer en él; si caigo, aprendo y desaprendo a culparle a él de aquello que debí reaprender en la caída…

Tal vez no esté sola, tal vez tú estés conmigo; quizás, en un cruce de tiempos  que habla del valor de los silencios y las palabras que mueren en las sombras de aquellos olvidos…

Cuando me siento frente a ti, busco ese silencio que haga honor a nuestro momento, donde los sentidos recobran protagonismo y recorren el pasillo de la espera, en un anhelo de escucharte...

Mi silencio, entonces se convierte en una explosión sublime que te busca con la mirada y te escucho, porque quiero aprenderte  y si hablo, profano la devoción que te tengo.  Y ese instante, ese momento, ya no tendría ningún sentido si rompo el silencio…

Esther Mendoza.














7 comentarios:

  1. El silencio puede ser el mejor compañero que podamos encontrar
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Mi querida Lapislazuli, me alegra tu visita y siempre bienvenida con tus comentarios.
    Es cierto, el silencio es ese maestro que nos obliga a mirarnos desde la intimidad de estar con nosotros mismos; pero también es perfecto para la entrega absoluta de aquel o aquello que observas...
    Un abrazo y feliz día.

    ResponderEliminar
  3. Mi querida Luna, grato reencuentro entre tus líneas.
    Los silencios efectivamente son primordiales para buscar esos caminos que a veces no reconocemos, pero también, sirven para compartir esos momentos e instantes como dices al final del texto, para vivir intensamente la oportunidad que tenemos delante..

    Me fascinan tus escritos y cada día más. Me llevas por senderos que en tiempo no visitaba...

    Ya he visto tus fotografías. Como siempre, hermosa y delicada, una dama que marca las diferencias…

    Egoístamente espero que Morfeo de vez en cuando siga ausentándose en tus noches para que la inspiración con o sin luna te lleve a construir más renglones para perdernos entre ellos.

    Cuidate.
    Un abrazo Luna
    E.T
    Ernesto.

    ResponderEliminar
  4. Amiga! No se expresar, tan bien como tú, los sentimientos que me producen tus escritos, pero desde mi incultura léxica decirte que son maravillosos.

    Admiro profundamente tu manera de escribir, el como fluyen tus palabras tan sabiamente hiladas, admiro tu capacidad para reflejar con ellas ideas tan bellas como tu alma.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. Mi querida y admirada amiga,
    te escribo mientras oigo tu maravillosa propuesta de Norah JOnes a la que adoro. Tus palabras son... tan mías... me identifico tanto. Yo soy cada día de mayores silencios y cada renglón de tu texto es una explicación certera de como los entiendo yo.
    Te dejo un abrazo agradecido y admirado y todo mi cariño sincero.

    ResponderEliminar
  6. Ese silencio que todo lo envuelve... a veces doloroso cuando estamos sumergido en un mar de ruidos y bullicio.
    Un saludo

    ResponderEliminar